Performancing Metrics

: relatos de una mochila :: Sidetrips en Lijiang

miércoles, 9 de abril de 2008

Sidetrips en Lijiang

En teoría, cualquier persona que visita a Lijiang tiene que comprar un tiquete de 80 Yuan, con el "impuesto" de conservación de la ciudad vieja. Con éste tiquete, cada vez que quiera uno entrar a algún lugar histórico simplemente muestra el recibo de compra, más el precio de cada sitio histórico como tal, que puede variar de 15 Yuan en adelante, haciéndo de Lijiang efectivamente una de las ciudades históricas más costosas para visitar en la provincia, y tal vez en toda China (pero todo con un poco de malicia se puede arreglar).

Uno de los lugares que se pueden visitar, son las casas de la familia Mu, varias edificaciones clásicas Chinas que más que hogar forman en conjunto un impactante palacio con jardines de estilo antiguo y de los que abundan en Suzhou y otras ciudades antiguas en el país. Pero por la noche, es iluminada extravagantemente (tipo Disneyworld), y cientos de personas ingresan para ver un show de luces y coreografía, minuciosamente diseñado por un famoso director para satisfacer la curiosidad de los turistas chinos acerca de las "arcaicas" costumbres de las minorías étnicas de la región. En resumen: una trampa turística llena de mujeres han con poca ropa, bañadas con láser y luces multicolores, con un guión preparado para mostrar lo que la gente quiere ver en un paquete turístico de miles de Yuan.

Pero también están algunos lugares más, como por ejemplo el parque del Tigre, que vigila a la ciudad vieja desde la cima de una colina. Pero el parque más agradable, es el Lago del Dragón Negro que contiene pavellones clásicos y pagodas bordeando el Lago. Y de fondo, la montaña nevada de Yulong, que proporciona el fondo perfecto para éste encuadre, generando la vista natural más fotografiada de Yunnan. En éste parque también está la Montaña Elefante, cuya cima puede ser conquistada en un par de horas y desde la cual puede verse sin restricciones la región, las montañas que la protegen, y la incontable cantidad de pequeños lagos que la alimentan.

No hay comentarios: